viernes, 12 de febrero de 2010

Zurita.Barranco de Getsemaní

En ésta excursión hasta el barranco de Getsemaní y sus pozos de hielo, partiendo de Zurita, no podemos pasar por alto la encina que precede éstas líneas.
Registrada como uno de los árboles singulares de Aragón , la "encina de Chorchi", la hallaremos imponente junto a nuestro camino. Su copa cubre 452 metros cuadrados.
Cerca de Zurita donde empezamos nuestro recorrido, podemos ver también varios olivos centenarios.

La "pequeña edad glacial" que se dió en Europa entre los siglos XVII y XVIII,(el Ebro se heló siete veces entre 1505 y 1789), impulsó el comercio de nieve y hielo en la península. Usado en medicina y como refresco en verano, llegó dicha actividad a estar regulada oficialmente.
Se hacían contratos de suministro que el proveedor se obligaba a cumplir; el transporte del hielo se hacía por la noche, pues éste se pesaba y pagaba "in situ".
Los bloques de hielo procedentes de una balsa se almacenaban en capas en los pozos, y las éstas se separaban por otras de paja para evitar que se apelmazase.
Los pozos tenían entre 5 y 6 metros de diámetro, con una altura oscilante entre los 8 y los 12 metros.
Disponían de un acceso principal en ángulo, para evitar la entrada de calor, por donde se llenaba el pozo. Un orificio inferior para drenaje del agua resultante del deshielo, y otro en la parte superior cuyo objeto era rellenar el pozo hasta la cúpula que los corona.
Los del barranco de Getsemaní revelan en su ubicación un conocimiento geofísico más que mediano. El Madoz ya cita la quinta como propiedad de los Padres Escolapios de Peralta:
"Separada como unos 500 o 600 pasos del pueblo (Zurita) a la parte Sur, goza de un clima sumamente sano y de una atmósfera despejada donde se respira animación y vida; tiene una sola casa de buena construcción, distribuida en cómodas habitaciones. Algunas de ellas reservadas para el prelado del colegio, y una hermosa capilla con penitenciaria a donde viene todos los días festivos un presbítero del mismo a celebrar misa y confesar a los fieles que quieren concurrir a élla."
"Por la parte que mira al pueblo. N. y E. tiene por radio una sierra escarpada, con suelo de peña granillosa y caliza, bajando por esta parte un arroyo, que surcando por la peña viva, forma a la entrada de la quinta vistosos nichos y pilas tan bien labradas e imitadas a mármol, que parece que la naturaleza ha empleado alli todo el esmero del arte y del gusto mas delicado. Estas aguas cristalinas y puras se desprenden por una cascada de peñas calizas de una elevación de mas de 60 varas, haciendo un contraste agradable con el nivel de la huerta que viene a mitad de dicha cascada, a cuya proximidad se encuentra la casa que hemos descrito; entre ella y la cascada hay un pequeño prado, cubierto de nogales, cerezos, melocotoneros y álamos, que forman un frondoso recinto, amenizado por una fuente que se desprende de la peña que circumvala el prado y la casa, cuyas aguas de las mas exquisitas, están a la temperatura de medio hielo en la estación de verano. Esta amena y gratísima estancia sirve de comedor a las distintas personas que concurren de los pueblos comarcanos a disfrutar un dia de delicias en el campo, donde les sirve de jarra la misma fuente que hemos mencionado".

En la siguiente ortofoto del sigpac he destacado los más de 7.000 metros cuadrados de vertientes rocosas del barranco, rocas impermeables que provocan que las avenidas sean torrenciales.
El tortuoso e incisivo recorrido está jalonado de pequeñas lagunas que el agua ha excavado en la roca viva.

Aquí entramos en la parte rocosa del barranco, vemos al fondo el pueblo semi-abandonado de Zurita.


Vemos una de las pequeñas balsas en la roca, la apariencia marmórea de la que habla Pascual Madoz no puede apreciarse por estar llenas de vegetación.

Vista general del barranco, llegando a la cascada.


Llegamos al extremo del barranco, cruzamos éste paso en la roca agarrándonos a la sirga...

...ya que el arroyo se despeña a nuestros pies.

Gran parte del camino actual no es otra cosa que una pequeña acequia hoy día colmada que se dirigía hacia la balsa de la casa.
Recogía el agua de parte de la ladera sur del barranco y muestra un tramo excavado en la roca en el paso de la sirga.

Desde aquí vemos entre la vegetación de la ladera los escasos restos de la casa.
Junto a élla aflora un pequeño manantial.

De la casa dice Madoz: "En la casa se crian ademas toda clase de aves domésticas, conejos y otros animales que cuida un lego para recreo de los hijos de San José, que con frecuencia asisten a pasar algunos dias de vacaciones.
En fin, puede decirse sin temor de equivocarnos, que su posición amenísima, con particularidad en los meses de julio y agosto, la hace preferible por algunos naturales que han disfrutado en esa estación de las delicias del real sitio de Aranjuez, a esta ponderada posesión."

A pesar de estar practicamente arrasada y tomada por la vegetación, muestra signos de haber sido una gran casa con varias plantas.


"La extensa huerta situada entre el arroyo que baja por la parte Norte, y otro por el Sur bastante profundo de la superficie de ella, produce hortalizas exquisitas, legumbres de todas clases y frutas delicadísimas. En ella existen 3 pozos de hielo con sus correspondientes balsas, acaso las mejores de España, en que,según se asegura, está aun el primer hielo empozado después de la construcción de ellas.
De este artículo surten a las ciudades de Lérida, Fraga, Barbastro, Monzón y otros muchos pueblos de sus demarcaciones, cuando escasean de él, habiendo producido cuantiosas sumas en varios años."


La huerta y las balsas se situarían en éste campo labrado que se ve en primer término. Aunque de las tres balsas que cita Madoz yo no he hallado rastro alguno.

En el camino a los pozos podemos desviarnos hacia las Cuevas de Cristal donde podemos acercarnos a la cascada a media altura.

Suele helarse en invierno.

El agua se despeña en el interior de éste "embudo" de roca, llenando una balsa de paredes cerradas. La flecha señala por donde sacaremos la cabecilla cuando volvamos luego a ver las cuevas.

Por iniciativa de la D.G.A. se ha restaurado uno de los tres pozos existentes, una placa solar da energía para la iluminación interior del mismo.
Vemos aquí su entrada en ángulo.
Nos agachamos para entrar y situarnos sobre una rejilla metálica con una pequeña baranda.

Tras esperar unos instantes, un detector de presencia nos encenderá las luces.

Vemos aquí su bóveda enjarjada,(por aproximación de hiladas), de neta tradición árabe.


Aquí vemos las entradas de los otros dos pozos, no visitables.

Se han habilitado unos bancos y unas mesas junto a los pozos, el lugar y todo el recorrido está impoluto por fortuna, por lo que la excursión es una delicia.


La Cuevas de Cristal.

Las Cuevas de Cristal son dos cavidades que rodean en parte la balsa natural donde se despeña el arroyo principal del barranco.
Para acceder a éllas debemos entrar por una grieta entre las rocas que desciende hasta la pequeña laguna.

La grieta se adentra hasta una pequeña cavidad oscura que se sitúa tras la cascada.

Vemos entrar la luz desde la balsa.

Si llevamos una linterna podremos ver como las filtraciones dan un curioso colorido a la pared de la cueva.

Por una cavidad lateral nos situamos en otro punto de la balsa.

En éste video se muestra la primera cavidad de las cuevas.



Y en este otro,(como casualmente llevamos unas botas de neopreno), nos metemos en la balsa hasta donde es posible.



Otro aliciente del recorrido es el poder divisar aves rapaces y buitres que acuden a alimentarse a un muladar cercano.
Por todo lo visto, es ésta una excursión que recomiendo; el paraje suele estar solitario y está en estado salvaje. Vaya, que no hay basura, lo que sería el monte en estado natural.
Unas señales azules nos guiaran sin pérdida por todo el barranco, una canción acuática irrepetible nos acompañará todo el camino.

10 comentarios:

Baruk dijo...

Ahí te quiero ver!!!por fin!!

Menuda entrada!, muy chachi y genialmente explicado, se nota que le has dedicado tiempo.

...pero como descubres esos lugares tan mágicos?


Gracias por la magnífica guia que nos "prestas".


Un abrazo

**

RIVIERE dijo...

Que no descubro nada,Baruk,soy más "presentador" que descubridor...ja,ja.
Me alegra te guste,es un lugar muy bonito,y sí le he dedicado tiempo al tema,que va algo más allá de lo que se cuenta en la entrada.
Gracias por tu comentario.
Un abrazo.

Manuel Trujillo Berges dijo...

Como decía aquél, en dos palabras, Im-prezionante...

Anónimo dijo...

Riviere, genial como siempre,llegando un punto más alla, el blog tendria que subtitularse Lugares mágicos, tiene pero que muy buena pinta esta excursión, hasta el nombre del barranco tiene sonoridad biblica.

Saludos.

Faustino.

KALMA dijo...

Hola Riviere ¡Cuanto me alegra verte por aquí! Con un sitio que ¡Me lo apunto! Tiene que ser lo más perderse y ir a aparecer a "Las Cuevas de Cristal" ¡Qué bonitas! Siempre me han gustado los árboles centenarios, me gusta imaginar lo que han vivido, "la encina"... En Rascafría (Madrid), me gustaba ver un olmo centenario que se levantaba fuerte en su plaza, hasta un buen día que una nevada lo tiró, cuando voy lo echo de menos. Un abrazo.

RIVIERE dijo...

Kalma.En la sección de etiquetas de éste blog,verás que hay varias entradas con árboles centenarios y milenarios.

Manuel y Faustino.El nombre se lo pondrían los Escolapios,supongo.

Gracias por vuestros comentarios.
Abrazos para los tres.

pallaferro dijo...

Qué rincones más preciosos que "pescas"!!!

Y pensar que los hay que tienen que irse "a la quinta ostia" para ver alguna cosa especial... deberíamos hacer como tu, visitar primero de lo que tenemos cerca. Que hay mucho que ver, disfrutar y aprender!

Una excursión completa, sí señor!

Un abrazo,

RIVIERE dijo...

Pallaferro.
Sí,es que para ver cosas guapas,no hace falta ir demasiado lejos,hace falta saber mirar.
Gracias por tu comentario.
Un abrazo.

Alkaest dijo...

En efecto, que se vayan otros a las Seichelles, o a Cancún, sobre todo si es en avión, porque mientras por estos pagos queden cosas como las que tu nos descubres, para mi lo otro está de sobra.

Pasmaito me has dejado, sigue así y yo que lo vea.

Salud y fraternidad.

RIVIERE dijo...

Alkaest.
Como decía aquel acertado eslogan:"España,sin ir más lejos".
Gracias por su comentario.
Un abrazo.